viernes, 6 de noviembre de 2015

EL PERRO Y LA GALLETA


El Perro y la Galleta abria sus puertas a principios del verano pasado y es el nuevo restaurante cool de Madrid.
El Perro y la Galleta cautiva desde el primer vistazo por su elegante deco. Mesas de madera rústica , una luz preciosa con vistas al Retiro, gracias a sus espectaculares ventanales, y una decoración, realizada por Carlos Moreno Fontaneda (propietario tambien de Bar Galleta en Malasaña) que rinde tributo a los clubes ingleses y, cómo no, a los perros. 
Los juegos de luces , los rincones escondidos, los curiosos elementos decorativos diseminados por cada una de sus salas, hacen que te sientas como en casa, generando un ambiente íntimo que invita a la conversación animada entre amigos pero también a la celebración de una romántica cena en pareja. Además han elegido el modelo ya ampliamente establecido en Madrid para abrir sus puertas todo el día, de manera que el local sirva del mismo modo para un copioso desayuno, un informal almuerzo, un cocktail afterwork o para una cena que se prolongue hasta bien entrada la madrugada.
En esta ocasión, la galleta pierde parte del protagonismo y lo ganan los numeros perros que decoran el espacio, ya que Carlos es un gran amante de estos fieles animales. De hecho, y siempre y cuando tu perro no sea un león salvaje, podrás ir a comer con él para que también pueda disfrutar del espectacular espacio decorativo.






El local, al igual que muchos restaurantes en Nueva York o Londres, tiene una enorme cristalera cuarteada que da a la calle Claudio Coello, sin estridentes logos ni luminosos que estropeen la fachada, guardando uniformidad con la elegancia de la calle que preside y del público asistente, especialmente elegido entre lo más selecto del Barrio de Salamanca y alrededores. Anoche no cabía un alma, y en cada mesa había gente guapa de verdad dispuesta a disfrutar de este nuevo espacio gastronómico tan original. 
Cuando me hablaron de El Perro y la Galleta me comentaron que todos sus platos estaban hechos de galleta. Y no. Algunos sí, pero no todos. Hay platos sorprendentes, como las berenjenas rebozadas en galleta con parmesano pero también hay platos más tradicionales como el tiradito de pez mantequilla o el steak tartar acompañado de una salsa de helado de queso de cabra que no pude dejar de comer. Como postre, recomiendo sin dudarlo el clásico de la casa , la tarta de 3 chocolates con helado de galleta. Contundente pero delicioso. 

Si aún no lo conoceis, ¿que esperais para hacerlo???









El Perro y la Galleta
Calle Claudio Coello, 1
Madrid

Imágenes: El Perro y la Galleta
Share:

No hay comentarios

Publicar un comentario

© Revista DolceVita | All rights reserved.
Blogger Template Designed by pipdig